Noticias

Corte Interamericana de Derechos Humanos dio su Opinión Consultiva sobre Medio Ambiente y Derechos Humanos.

13-02-2018

Marcando un hito, esta semana la Corte Interamericana de Derechos Humanos ha publicado su dictamen sobre el derecho a un medio ambiente sano ya que se estudió ‘‘la relación innegable entre la protección del medio ambiente y la realización de otros derechos humanos” .

[1]

 

Marcando un hito, esta semana la Corte Interamericana de Derechos Humanos ha publicado su dictamen sobre el derecho a un medio ambiente sano ya que se estudió ‘‘la relación innegable entre la protección del medio ambiente y la realización de otros derechos humanos”[2].

Esta consulta, realizada en marzo del 2016 por el estado de Colombia, ha generado gran empatía en los distintos países, ya que se liga oficialmente el derecho a un ambiente sano con los derechos humanos.

La opinión, que establece las obligaciones estatales de prevención de daño ambiental, resarcimiento de daños y compromiso de cooperación con los estados ante posibles daños al medio ambiente, se basa en el artículo 11 del Pacto de San Salvador y en el artículo 26 de La Convención Americana de Derechos Humanos.

El Pacto de San José establece que todo ser humano tiene derecho a vivir en un medio ambiente sano, y que los Estados están en el deber de promover la protección, preservación y mejoramiento del medio ambiente. Por su lado, la Convención Americana ha puesto por escrito el compromiso que tienen los Estados de adoptar políticas nacionales e internacionales mediante cooperación internacional para lograr la efectividad de los derechos económicos, sociales, de educación, ciencia, y cultura, contenidos en la Carta de la Organización de Estados Americanos.

La Corte ha partido del hecho de que el derecho a un ambiente sano constituye un interés universal que afecta tanto a las generaciones actuales como a las futuras, y que por su naturaleza, afecta también otros derechos como el de la salud, la integridad, la dignidad, entre otros. Dicho esto, es deber de los diferentes Estados proporcionar seguridad jurídica no solo para proteger el medio ambiente, sino también para velar por los otros derechos conexos a este.

En el documento, La Corte IDH también se pronuncia sobre los derechos tanto sustantivos como de procedimiento vinculados a este tema. Los primeros, como aquellos derechos que se ven directamente vinculados al derecho a un ambiente sano: derecho a la vida, a la salud, a la integridad y a la propiedad; y los derechos de procedimiento, que buscan respaldar y velar por el cumplimiento del derecho ambiental: el derecho a la libre expresión y asociación, información, participación y recursos efectivos.

La Corte además, hace énfasis en la importancia que tiene para los Estados obligarse ante los tratados internacionales que son parte, como lo es en este caso la Convención Americana, impulsando así a que exista un real control de convencionalidad entre los órganos estatales y la opinión consultiva que se desarrolló.

 

Puede encontrar el texto íntegro de la Opinión Consultiva aquí y el resumen oficial aquí.

La composición de la Corte para esta Opinión Consultiva fue la siguiente: Juez Roberto F. Caldas (Presidente); Juez Eduardo Ferrer Mac-Gregor Poisot (Vicepresidente); Juez Eduardo Vio Grossi; Juez Humberto Antonio Sierra Porto; Jueza Elizabeth Odio Benito; Juez Eugenio Raúl Zaffaroni, y Juez L. Patricio Pazmiño Freire.



[1] La fotografía es propiedad de la Corte Interamericana de Derechos Humanos.

[2] Comunicado de Prensa Número CorteIDH_CP-04/18, “Opinión Consultiva sobre Medio Ambiente y Derechos Humanos”, 07 de febrero del 2017. Consultado en el link: http://www.corteidh.or.cr/docs/comunicados/cp_04_18.pdf

 

Leer más noticias